El día que me vaya

No vine a este mundo
para irme con mi alma vacía,
no pasaré en vano por esta vida
sin llenarme de flores de esperanzas
y darle a alguien mi ternura.

No me iré sin haber saciado
el hambre de un niño solitario
y sin haber dado consuelo a una madre afligida.

El día que me vaya quiero
que mi corazón sea un joyero
lleno de amigos, de canciones y de versos.

Yo no quiero partir,
sin que mi boca se llene de tus besos
y al partir quiero que mi alma,
se quede impregnada en tus recuerdos.

Yo quiero que el universo
se llene de mi aliento
y ese aliento de amor,
esparcirlo en la bóveda del cielo.

Por Ana H. Estrada
Derechos reservados
Puerto Rico

1 thought on “El día que me vaya

Deja tu comentario